• Maggie Giorgi

¿Existe una fórmula para el amor?

Actualizado: 4 de dic de 2018


Quizás todos desearíamos que existiera, porque la gran mayoría de las personas anhelamos enamorarnos, que nos quieran y querer de ese modo especial. Pero la realidad es que cada uno es diferente y no podría haber una fórmula válida para todos.

Crecimos con la ilusión de que hay “pociones mágicas” y amores indestructibles que permanecen intactos de una forma idealizada. Pero chocamos de frente con la realidad de que el amor es un sentimiento que tiene bastante más de humano que de mágico.



Sí considero que existen señales, estrategias y códigos de buen trato, equidad y respeto por valores de base comunes, o al menos compatibles, que si no están presentes, seguramente la relación no prosperará.

El convivir con la realidad de que nada es para siempre, y que para sostenerse en el tiempo, el vínculo depende en gran medida de lo que hagamos por él, es parte de lo que mantiene vivo y activo el amor, con voluntad y consciencia.

El amor requiere de nuestro protagonismo y cuidado para transformarse y crecer perdurando en el tiempo de un modo sano.

Sabemos que, así como existe el proceso de enamoramiento, también existe el de desenamoramiento que en general sucede de poco, pasando muchas veces inadvertido.

El cuidado del otro, la atención a los detalles y la escucha favorecen el encuentro genuino, encendiendo ese sentimiento de ilusión, que se despierta al percibirnos especial para el otro. No se trata de una suposición o interpretación, sino que el otro nos lo hace sentir, generando mensajes claros y explícitos al respecto.

Llamaremos IAE (Intención atención entrega) a la actitud de enamoramiento que potencia el acercamiento, y la complicidad en la pareja.

Para ponerla en práctica, tomaremos el desafío de trabajar por salpicar la rutina con actos de amor promoviendo un trato, cariñoso y dedicado que se evidencie en el deseo de estar juntos y el disfrute de las actividades compartidas.

Un acto de amor, es ese detalle que tengo con la persona querida que no necesariamente es mi primer plan y tampoco me genera una gratificación por sí mismo. El ver que la persona amada disfruta y se alegra con un gesto nuestro, se constituye en un alimento para el alma que hace crecer el deseo de compartir la vida de a dos reeditando proyectos y sueños.

#amor #magia #formula #love #eterno